Optimizar un sitio web para buscadores

A continuación se indican algunas ideas sencillas que pueden ayudar a que Google entienda tu sitio y a que las personas correspondientes lo puedan encontrar.

Google no acepta pagos para mejorar el posicionamiento de páginas web ni mejora su posicionamiento si se anuncian en Google. Si alguien te dice lo contrario, se equivoca.
  • Proporciona una buena descripción: usa títulos descriptivos y precisos en tus páginas. Recomendamos ubicar temas, productos o servicios diversos en diferentes páginas, de forma que quede en cada página un tema (o un conjunto de elementos estrechamente relacionados).
  • Proporciona toda la información: menciona todo lo que ofreces. Google es inteligente, pero tienes que darle la información que necesita.
  • Adapta los temas: adapta tu contenido al momento, a las tendencias o a las novedades. Por ejemplo, si tienes una heladería que vende chocolate caliente, asegúrate de destacar tus helados en verano, pero tu chocolate caliente (o café, o bocadillos) en invierno, cuando ningún usuario estará buscando helados. Si el helado de kiwi se pone de moda y lo tienes en la heladería, ponlo en una posición destacada.
  • Mantén tu sitio actualizado: si no has actualizado tu sitio desde 1925, va siendo hora de que quites las referencias a Alfonso XIII que aparecen en tu blog de eventos actuales.
  • Emplea texto: evita colocar el contenido de tu sitio web o los títulos de las páginas solo en imágenes, vídeos, animaciones Flash u otros formatos que no sean de texto y que Google no entiende tan fácilmente como el texto. En el caso de que el nombre de tu página aparezca en un gráfico, inclúyelo también en texto.
  • Obtén referencias: consigue que tu sitio web se mencione en lugares útiles de la Web. Intenta que los sitios web de noticias locales u otros recursos pertinentes te incluyan.
  • ¿Quieres que mejore el rendimiento de tu sitio, pero no tienes tiempo? Si crees que no puedes con todo el trabajo que conlleva gestionar tu sitio, deberías pensarte si te vale la pena contratar a un profesional.